Estrés, estrés everywhere


Esta época del año se caracteriza por el regreso a clases, semanas antes empiezan los preparativos, matrículas, chequear la carga de materias y los horarios. Hablar con amigos y preguntar si están en nuestras mismas clases, etc.

Algunos entran en ansiedad, si no te fue bien el semestre anterior te preocupa que este sea igual. Algunos cuentan los días para iniciar el año escolar, mientras que otros solo desean que las vacaciones duren más. En medio de los cambios, las prisas, las emociones, los imprevistos y todo. Las clases empiezan con o sin nosotros. A continuación unos tips que te ayudarán a no sentirte abrumado en esta temporada.

  1. Asegúrate de que tu preocupación es real: Para los que están estresados porque les toca tomar clases con un profesor que según los anteriores alumnos es difícil. Quizás a aquellos alumnos les pareció difícil pero eso no quiere decir que para ti también lo sea, descubre por ti si debes preocuparte o no.
  2. No dejes la matrícula y los horarios para último minuto: A veces por problemas económicos no se logran matricular temprano y es comprensible, pero muchos teniendo los recursos económicos no lo hacen pronto para después estar angustiados porque no hay cupo en las clases que quieren tomar o se les cruzan los horarios con otra materias, etc. Es preferible anticiparse para ahorrarse la preocupación después.
  3. Repasa: Si tuviste problemas en alguna materia el semestre anterior, las vacaciones son una buena oportunidad para aprender a tu ritmo y entrar el siguiente semestre con más seguridad de tus conocimientos.
  4. Organiza tu tiempo: A penas tengas tu nuevo horario, planifica como será tu jornada en adelante, no te comprometas a muchas actividades, recuerda que si solo eres estudiante, tu primera obligación es aprovechar, aprendiendo todo lo que puedas y rindiendo bien en clases.
  5. La actitud es importante: Recuerda que el semestre se lo gana desde el principio, tener buena actitud y estudiar a conciencia te ahorrará un montón de ansiedad al final, pues no tendrás que temer.

Esperamos que los anteriores puntos te sean útiles es esta época y recuerda que podemos descansar en Dios siempre, no importa la circunstancias que atravieses o si tus problemas son grandes o pequeños. Recordar que Él tiene el control nos libera de mucha presión.

 

 

Commentarios

Share this post

Fernanda Quezada

Disfruto mucho de las caminatas, me encanta comer de todo, especialmente pizza, me gusta ver películas, andar en bici, caminar, leer y dormir, creo que tanto el cine como la literatura desarrollan tu creatividad.