SEAMOS COMO EL SALMON


¿Sabían que hay un pez que regresa a morir donde nació?

Este pez es la Trucha o el Salmón, biólogos dicen que algunas de las especies de este género son anádromas es decir que nacen en aguas dulces, migran al océano y vuelven al agua dulce para procrear. Se les atribuye la capacidad de volver al mismo sitio donde nacieron para reproducirse, y los estudios recientes muestran que al menos un 90% de los salmones que remontan una corriente nacieron en ella. No se sabe cómo se orientan, pero puede que su fino sentido del olfato reconozca la química de su río natal. Otras muchas especies pasan toda su vida en el río o en un lago.

La cualidad de este pez es que cuando regresa a su lugar de nacimiento para procrearse tiene que enfrentarse a un rio en contra (el rio baja y el Salmon sube) nadando contra corriente, también a los osos y animales hambrientos y, a los pescadores pues es Salmon es rico e nutrientes y proteínas El salmón tiene un alto contenido en proteínas y ácidos grasos omega3, bueno para ayudar a disminuir los niveles de colesterol malo (LDL) y normalizar los triglicéridos. Además colabora en licuar la sangre lo que previene la formación de coágulos o trombos al permitir que ésta fluya con más fluidez.

Nadar contra corrientes es duro, yo lo he intentado, me fatigo más, hago doble esfuerzo y no recorro mucho, la vida es dura pero llevadera, pues me encuentro con gente que me apoya pero también con gente que se burla y no lo aprueba.

Cuando nado a favor de la corriente la vida es fácil, el agua me lleva, no me esfuerzas mucho, voy relajado, todo el mundo me aplaude.

En la Biblia me encuentro con cuatro personajes que nadaron contra la corriente del sistema y esto es un ánimo para mí, si ellos lo hicieron yo también puedo hacerlo, Estoy hablando de Daniel, Ananías, Misael y Azarías, jóvenes judíos que fueron deportados a Babilonia, de todos los jóvenes judíos solo se les nombra a ellos que hicieron un propósito en su ser de no contaminarse con “Daniel decidió no comer ni beber lo mismo que el rey, porque para él eso era un pecado” Dn 1: 8 (TLA)

Valentía, fuerza, convicciones, seguridad en lo que hacían y no hacían, no vendieron su decisión por un plato de comida ni por la culpa que trato de hacerles sentir Aspenat cuando les dijo “El rey ya decidió lo que ustedes deben comer y beber. Y yo le tengo miedo. Si llega a ver que ustedes tienen cara de enfermos, mientras que los otros jóvenes se ven sanos, me mandará matar. Y de eso ustedes tendrán la culpa” Dn 1: 10 (TLA)

Admiro mucho a estos jóvenes. Es fácil hacer lo que el resto hace (nadar a favor de la corriente) o adaptarse o adoptar el mismo pensamiento que se transforma en uso de las mismas palabras (decir) que te lleva a tener una conductas y actitudes aceptables por el grupo o la sociedad. Por eso Pablo en una de sus cartas nos anima en Romanos 12: 1-2 “Por eso, hermanos míos, ya que Dios es tan bueno con ustedes, les ruego que dediquen toda su vida a servirle y a hacer todo lo que a él le agrada. Así es como se le debe adorar. Y no vivan ya como vive todo el mundo. Al contrario, cambien de manera de ser y de pensar. Así podrán saber qué es lo que Dios quiere, es decir, todo lo que es bueno, agradable y perfecto”.

Cuando se nada contra corriente la gente tiende a asumir que se tiene un conjunto de valores diferentes a los de ellos y que se manifestara una conducta que amenazara la seguridad de ellos y del grupo pues la gente se asusta, rechaza lo diferente, te acusan de inmadurez, no te acompaña, te tratan como sospechoso.

Es divertido ser diferente, seamos como Dios quiere que seamos, no participemos de las cosas malas que el mundo nos ofrece, no devolvamos mal por mal al contrario hagamos el bien al que se merece y al que no se lo merece, amemos al prójimo como a nosotros mismos.

Commentarios

Share this post

Oscar Quezada

Mediante estos post busco servirte y, apoyarte en tu desarrollo personal y espiritual, algunas de las tantas cosas que me gusta hacer; es caminar, escribir, leer, cocinar; me APASIONA la gente y se que puedo aprender de ustedes así como ustedes de mi.

No comments

Add yours